Carlos Pérez de Rozas

Madrid, 1893 – Barcelona, 1954

grupo autores

Hombre amable, conservador y dedicado cien por cien a su trabajo, Carlos Pérez de Rozas Masdeu fue el iniciador y  patriarca de una de las sagas de reporteros gráficos más importantes de la historia de este oficio en Barcelona. Nacido en Madrid en 1893, en el seno de una familia del alta burguesía, muy conectada con ámbitos intelectuales, políticos y militares, empezó a trabajar a los 17 años en el diario Las Notícias, haciendo todo tipo de tareas auxiliares.

En 1913, devino fotógrafo de forma inesperada, cuando consiguió publicar en portada del diario ABC, una fotografía suya de un barco de guerra que había sido hundido en el Mediterráneo. En pocos meses amplió su nómina de clientes, publicando fotografías en la revista deportiva Stadium -firmaba Rozas- y también en la revista católica La Hormiga de Oro.

Durante la década de 1920, su carrera fue alejándose del quehacer fotoperiodístico, pero a la vez cobró un impulso definitivo. El Marqués de Foronda, director general de la Exposición Internacional de 1929, lo contrató como fotógrafo oficial del acontecimiento, y le encargó hacer un seguimiento exhaustivo de la gran transformación urbanística que se ponía en marcha. Día tras día, su máquina fue testigo y notario de la emergencia de un nuevo modelo de ciudad. Las miles de fotografías tomadas durante esta época fueron incorporadas a la colección del Arxiu Històric de la Ciutat, conformando el fondo más importante que se conserva sobre la Exposición de 1929.
Durante el magno evento, Pérez de Rozas, tuvo también gran éxito como retratista, y a principios de la década de 1930 se estableció por su cuenta, formando sociedad con su amigo Joan Andreu Puig Farran, con quien abrió un estudio fotográfico en La Rambla.

La proclamación de la República, en 1931, debilitó considerablemente su ámbito de influencia y el volumen de encargos se redujo a mínimos de la noche a la mañana. Sin embargo, el fotógrafo consiguió reingresar en el Ayuntamiento y entró a trabajar en El Día Gráfico, donde volvería a ejercer plenamente como repórter.
En las páginas de El Día Gráfico y también de La Noche, el diario vespertino de la misma empresa, Carlos Pérez de Rozas y sus dos hijos mayores, retratarían las convulsiones sociales y políticas en la intensa Barcelona de los años previos al inicio de la Guerra Civil. En efecto, desde el inicio de aquel periodo, la firma Pérez de Rozas ya no fue más fruto del trabajo de un solo reportero. Jose Luis (Barcelona 1918 — Castelldefels 1988), el primogénito, entró a trabajar a la redacción de La Noche y Carlos (Barcelona 1920 — 1990) , cuando todavía era un chiquillo, empezó a hacer de fotógrafo auxiliar del padre en el trabajo cotidiano. Con los años, de la calle al laboratorio, los tres acabaron por conformar uno de los equipos más sólidos y dinámicos que se recuerda. Su casa funcionaba como laboratorio y también como agencia. La actividad era frenética. Mercedes, la hija mayor se ocupaba de mantener un mínimo de orden entre el ajetreo cotidiano.

El inicio de la guerra y el estallido revolucionario en Barcelona del año 1936 sorprendió  a los fotógrafos en un momento de esplendor profesional.  Sus máquinas retrataron la vida en la retaguardia barcelonesa a lo largo del conflicto armado. La familia, asociada políticamente a la derecha monárquica, fue confinada en una casa en las afueras de la ciudad, por miedo a las represalias.

La victoria franquista en 1939 fue como una bendición para la saga de fotoperiodistas. Favorecidos por las nuevas autoridades, se convirtieron en un referente periodístico de primer orden en todo el Estado español. Todos firmaron la adhesión al Régimen y su recolocación en los principales diarios promovidos por el franquismo fue inmediata. Carlos, el fundador, empezó a trabajar en La Vanguardia desde el mismo año 39. Fue uno de los fotógrafos más importantes del rotativo hasta su repentina muerte, en 1954, cuando cubría, cámara en mano, la llegada del barco Semiramis al puerto de Barcelona.

Recursos: 

Exposición Pérez de Rozas. Crònica Gràfica de Barcelona. 1931-1954

Bibliografía:

D.A. (2015): Pérez de Rozas. Crònica Gràfica de Barcelona 1931 - 1954. Barcelona: Editorial Efados, Ajuntament de Barcelona, Arxiu Fotogràfic de Barcelona

Agradecimientos: 

José Manuel Aguirre, Carlos Pérez de Rozas, Emilio Pérez de Rozas.